русский

Clases de despido

Clases de despido | Abogados Barcelona y Sabadell

Existen diferentes clases de despido que podrán ser estudiadas por un abogado laboralista según su caso. Si usted ha sido despedido por la empresa, es importante tener algunas consideraciones claras al respecto. Nuestros abogados laboralistas le aconsejan que en la mayor brevedad posible de tiempo nos visite para que podamos proceder de forma inmediata, pues el plazo para reclamar, en los despidos es fundamental. Estamos hablando de un plazo de veinte días, siendo el mismo de caducidad.

Una vez interpuesta la reclamación por despido el Juez podrá calificar el mismo como procedente, improcedente o nulo. Nuestros abogados laboralistas le detallan las diferencias que distinguen a cada una de estas calificaciones;

Clases de despido: procedente, nulo e improcedente.

Diferentes clases de despido
Català Reinón Advocats | Clases de despido

Se entiende por despido, la extinción por iniciativa del empresario de la relación laboral existente con el trabajador. El motivo de despido puede estar fundamentado por causas objetivas o disciplinarias, tales como falta de adaptación del trabajador a modificaciones técnicas en el puesto de trabajo o indisciplina o desobediencia en el trabajo. Cuando un despido se encuentra motivado por alguna de las causas que el Estatuto de los Trabajadores reconoce en sus artículos 52 y 54 como objetivas o disciplinarias, el despido recibe el nombre de procedente.

No obstante, no todos los despidos que se producen en nuestro país, obedecen a una causa justificada o se realizan de manera lícita, por lo que esos despidos pueden impugnarse ante la jurisdicción social para que se les reconozca como improcedentes o nulos.

Diferencia entre despido nulo e improcedente

Los despidos nulos son aquellos que traen como causa alguna discriminación prohibida en la Constitución o en la ley, o bien que se hayan producido vulnerando algún derecho fundamental del trabajador.
Ejemplo de ello, es el caso del despido de una trabajadora por disfrutar de su baja por maternidad o también del trabajador que es despedido por ejercer su derecho a huelga.

Cuando el despido se declara nulo, la empresa está obligada a readmitir al trabajador y a abonarle los salarios dejados de percibir mientras estuvo despedido.

En contraposición, los despidos improcedentes son aquellos que se ejecutan sin motivos justificados por la ley, es decir, sin que concurra alguna de las causas objetivas o disciplinarias de los ya mencionados artículos 52 y 54 del Estatuto de los trabajadores o también aquellos en los que no se cumplen los requisitos legales, como por ejemplo, que no se comunique por escrito.

La declaración de improcedencia de un despido, conlleva a la empresa a optar entre la readmisión del trabajador en su puesto de trabajo o bien el pago de una indemnización equivalente a 33 días por año trabajado.

Abogado laboralista en Barcelona y Sabadell

Ante cualuquiera clases de despido, es necesario acudir a un abogado laboralista para recibir un adecuado asesoramiento en cada caso particular, puesto que para impugnar un despido, ya sea nulo o improcedente, es necesario interponer una demanda al Juzgado de lo Social competente.

En Catalá-Reinón abogados contamos con los mejores especialistas en derecho laboral de Barcelona y Sabadell, por lo que quedamos a su disposición.

Nos puede encontrar en nuestra sede en Barcelona, en Avenida Diagonal número 449 planta segunda o bien en nuestra sede de Sabadell en Calle esglèsia número 7 planta segunda.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *